Dipping de uñas

Llevar la manicura perfecta, es imprescindible.

Las manos bonitas pasan por manicuras, cuidadas, y sobre todo duraderas.

Si no quieres uñas de gel o acrílicas…esta opción te va a interesar seguro!

Y lo mejor es que la podrás hacer en tu propio domicilio, siempre y cuando tengas cierta habilidad , paciencia y algo de tiempo.

 A esta novedosa técnica le han puesto un nombre muy “dinamico” Dipping.

Que es exactamente el Dipping de uñas?

Es una nueva técnica, que está arrasando puesto que es lo último en cuidado de uñas.

Eso si, vas a tener que desterrar tus viejos esmaltes líquidos, puesto que ya no te servirán, para pasarte a los tarritos de polvos.

Y como toda nueva técnica el Dipping también tiene su aquel:

Te ahorras tiempo de secado, que solemos detestar, pero has de hacer varios pasos en el proceso, lo vemos?

En primer lugar, se aplica una pre base o primer para preparar tu uña natural.

Tras este primer paso, debemos colocar la capa de esmalte que ejerce como adhesivo.

A continuación, introducimos la uña dentro del recipiente con polvo, procurando que se reparta de manera uniforme, no te preocupes porque sólo se adhiere a la uña, no se te quedará pegado a las cutículas!

Después, se aplica otra capa, esta vez de activador, para que el producto se agarre bien y el polvo no se caiga.

Por último, ponemos por encima un top coat para aportar brillo y protegemos las cutículas con aceite especial para hidratarlas..

Ya que al introducirlas en los polvos se pueden quedar algo secas.

Y listo el Dipping de uñas!

Lo cierto es que aunque lo puedes hacer tu en casa, con tantos pasos lo ideal es que te lo hagan en salones de manicura.

Pero…la última palabra la tienes tu…bueno la palabra y el tiempo!

Gracias por leerme. Comparte si te ha gustado