Piernas tonificadas

Piernas tonificadas y firmes a los 50.

Misión imposible? No, de eso nada.

Las piernas de una mujer siempre son objeto de miradas, y mas ahora que ha terminado el modo pijama VS chandal y comienza el buen tiempo a la vez que volvemos a las calles y playas.

Si bien es cierto que este confinamiento te ha podido dejar huella en ellas, por el tiempo que hemos estado irremediablemente sentadas-tumbadas…

Estas huellas van a ir desapareciendo en cuanto te pongas manos a la obra…y amiga, te recomiendo que cuanto te pongas, mejor!

Piernas tonificadas

Para tener unas Piernas tonificadas a los 50 y lo mejor de todo, mantenerlas en ese estado, será necesario no perder de vista los 3 frentes estratégicos para abordar el objetivo:  ejercicio, alimentación y lo que suele costar más… constancia.

 Ejercicios para Piernas.

Realmente no existe un truco que por arte de magia te vaya mejorar las piernas, simplemente MUEVELAS!

Andar, correr, pedalear en la bicicleta, nadar; este último es muy recomendable si has cogido unos kilos y quieres proteger tus articulaciones que a esta edad ya suelen estar algo desgastadas e incluso con principios de artrosis ( regalo de la menopausia).

Necesitamos que el retorno venoso sea de buena calidad para evitar la formación de edemas ( piernas hinchadas) y que nuestros músculos se fortalezcan para una apariencia “fit”.

No te olvides de los ejercicios de musculación, sobre todo para los glúteos, sí, sí, tus glúteos son una parte importante para tener unas Piernas tonificadas a los 50.

Sentadillas: Separa los pies a la altura de los hombros y realiza una flexión y extensión de rodillas, intentando no levantar los talones ni llevar tobillos ni rodillas hacia dentro. Abrimos un poquito las puntas de los pies hacia fuera e intentaremos que las rodillas sigan esa dirección. También tenemos que fijarnos en la zona lumbar, curvándola y sacando pecho.

Si ya tienes cierto nivel, complicarlo es fácil: añade peso o más repeticiones.

Hip thrust: Tumbada boca arriba, doblando piernas y con la planta del pie apoyada en el suelo, hacemos elevación de cadera apretando glúteos y metiendo abdomen.

Hacer la bajada controlada y sin llegar a tocar el suelo antes de la siguiente repetición, te hará desarrollar más los glúteos e isquios.

Más difícil todavía?, se añade peso en la cadera, colocando bandas elásticas en las rodillas evitando que se junten o haciéndolas a una pierna.

Piernas tonificadas a los 50

Alimentación para Piernas tonificadas.

Algo que siempre os digo y para lo que hoy nos ocupa es fundamental: Azúcar cero patatero.

Deja los alimentos ricos en azúcar, destierralos para siempre, por que además suelen ir acompañados de grasas hidrogenadas indeseables (colesterol puro y duro)

Cuales son: bollería industrial, pasteles y tartas, helados… sí , todos esos tan ricos que nos saben tan bien y que pueden llegar a crear adicción.

Para no subirte por las paredes por una glucosa baja, cambia estos adictivos alimentos  por frutas, verduras, legumbres y frutos secos.

Si tenemos claro que el azúcar la debemos de desterrar, también debemos de tener claro que las proteínas libres de grasa han de ser parte fundamental en nuestra alimentación diaria.

Piernas tonificadas

Para terminar…CONSTANCIA.

A mi me gusta acuñar la frase: La disciplina te hará libre.

Dos conceptos que pueden parecer enfrentados y sin embargo van unidos.

Pocas cosas en esta vida se consiguen de un día para otro; la constancia y tener claro el objetivo es primordial.

De nada servirá que te mates a andar, hagas ejercicios de musculación y un día te alimentes adecuadamente si lo haces eso, un día y 20 no.

Si tienes un mal hábito, o se ha convertido en un vicio, la disciplina será fundamental para conseguir los objetivos.

Normalmente la gente hace dieta y luego la deja, hace ejercicio y luego lo deja, deja el tabaco y luego vuelve a fumar.

Debes de IMPLEMENTAR los buenos hábitos para que sean perdurables en el tiempo.

Y para esto existe la disciplina, si libremente te has puesto un objetivo, ser constante exige disciplina para no caer, y si caes, volver inmediatamente al camino que te llevan a conseguir tus objetivos.

Gracias por leerme. Comparte si te ha gustado